¿La Covid-19 evidenció la debilidad de la cadena de suministro farmacéutica?

Sep 17, 202130 Segundos, 30S - Farma, Noticias

La producción de medicamentos, desde terapias complejas hasta productos farmacéuticos comunes como analgésicos y antibióticos, depende del acceso seguro a los ingredientes farmacéuticos activos (API), pero la cadena de suministro de EEUU, como la de muchos países, es precaria y depende en gran medida de países como India y China, lugar de la mayoría de los sitios de fabricación a gran escala en todo el mundo.

Según un estudio reciente del Center for Analytics and Business Insights (CABI) de la Escuela de Negocios Olin de la Universidad de Washington ha revelado que más del 80% de las API para medicamentos esenciales en áreas terapéuticas clave no tienen una fuente de fabricación en los EEUU.

 La ausencia casi total de producción nacional de medicamentos se debe a muchos factores: a mayor demanda los precio bajaron demasiado, mayores costos de insumos y altas cargas regulatorias. En otros países cuentan con subsidios para medicamentos e incentivos gubernamentales. La pandemia y la demanda sin precedentes de medicamentos. Ha puesto de relieve la inseguridad de la situación. Durante la Covid hubo escasez de una serie de medicamentos que se consideraban como posibles tratamientos para la Covid, que estaban bajo investigación, y escaseaban.

Las plantas de fabricación en países como India y China detuvieron la exportación de materia prima farmacéutica en respuesta a la pandemia, lo cual reveló cuán dependiente y vulnerable era la población estadounidense para esta cadena de suministro, y la baja cantidad de fabricación propia.

¿Cómo puede Estados Unidos asegurar su suministro de medicamentos?

Aumentar el número de sitios de fabricación de API en los EEUU. no es una hazaña pequeña. Tampoco es económicamente factible, pero hay formas de mejorar la capacidad de producción utilizando nuevas tecnologías de fabricación avanzadas como la fabricación de flujo continuo, para una producción más ágil y rentable, de modo que podría producir a un precio muy razonable y económicamente favorable.

Si bien la fabricación tradicional por lotes puede tardar entre siete y ocho años en configurarse, la implementación de nuevas tecnologías de fabricación con la capacidad que tiene EEUU podría hacer que las API se produzcan en un plazo de dos a tres años o incluso menos.  Tener una cadena de suministro más equilibrada, resiliente y diversificada es un aspecto muy importante para fortalecer la cadena de suministro. Y disminuir las vulnerabilidades.

Fuente: Pharmaceutical Technology

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies